Editorial

Cuando este ejemplar se encontraba en el proceso final de producción, una nueva tragedia ferroviaria enlutó a los argentinos. Llevará algún tiempo dilucidar las causas y determinar las responsabilidad del accidente ocurrido en la estación Once, donde murieron más de cincuenta personas y recibieron heridas otras seiscientas. No obstante, más pronto que tarde, los hechos deberían servir para suscitar algunas reflexiones y, sobre todo, un cambio de rumbo...

Editorial

 

Cuando este ejemplar se encontraba en el proceso final de producción, una nueva tragedia ferroviaria enlutó a los argentinos. Llevará algún tiempo dilucidar las causas y determinar las responsabilidad del accidente ocurrido en la estación Once, donde murieron más de cincuenta personas y recibieron heridas otras seiscientas. No obstante, más pronto que tarde, los hechos deberían servir para suscitar algunas reflexiones y, sobre todo, un cambio de rumbo.

El tren, un símbolo de la modernidad en la Argentina y el resto del mundo, atraviesa la historia nacional con sus logros, sus crisis, su decadencia, y también sus tragedias.

Para quienes padecen a diario, y desde hace décadas, la escasa calidad del servicio, es cada vez más difícil atribuirle las cualidades que pueblan las añoranzas de quienes conocieron tiempos mejores. Para no menos de dos terceras partes de los argentinos, se ha convertido en una presencia casi fantasmagórica. Para buena parte de los dadores de carga, como lo prueban las estadísticas, continúa siendo una opción escasamente atractiva.

Con todo, el tren sigue resistiéndose a desaparecer. Y fundadas razones sociales, económicas, ambientales e incluso de seguridad —aunque hoy parezca una ironía macabra— lo acompañan en esa obstinación.

Sin embargo, para que el tren deje de ser un ícono nostálgico de la Argentina que no fue y se transforme en un emblema del futuro, actores políticos y económicos deberían discutir con seriedad, por fuera de mezquinos cálculos de ocasión, cómo hacerlo viable y cómo convertirlo en una herramienta de transformación del paisaje ciudadano y del escenario productivo.

Quienes perdieron a sus seres queridos en la tragedia de Once merecen, entre otras muchas respuestas, ese debate.

 

Roberto A. Pagura
Director editorial


Noticias
OPERADORES PORTUARIOS

ICTSI se adjudicó la terminal de Río de Janeiro

ICTSI se adjudicó la terminal de Río de Janeiro
En el Cono Sur, ICTSI ya gestiona TecPlata y Suape, también en Brasil.

Con una capacidad estimada en 530.000 teus, cuenta con instalaciones y equipos de última generación. El contrato de concesión tiene vigencia hasta 2048.

+ Ver más

SUBASTAS ONLINE

Narváez Superbid remata camiones y utilitarios

Narváez Superbid remata camiones y utilitarios
El proceso para registrarse en la plataforma y participar es muy sencillo.

La oferta para este viernes incluye camiones Axor 1933 y Atego 1725 en muy buenas condiciones y unidades Ducato Maxicargo, Toro y Uno Way a patentar.

+ Ver más

ver todas


Usuarios
Usuario
Clave

Agenda

La agenda de febrero

<SPAN STYLE='COLOR:#F00'>La agenda de febrero</SPAN>

Actividades, cursos, lanzamientos y encuentros para tener en cuenta.

+ Ver más

Tecnicatura en Comercio Internacional

El Gobierno de la Ciudad convoca a inscribirse para esta carrera, no arancelada, que tiene una duración de tres años y se cursa en el Instituto de Formación Nº 5.

+ Ver más

Acuerdos sobre nivel de servicio en logística

Arlog organiza este curso, cuyo objetivo es la comprensión de este aspecto central en la relación entre la empresa y su proveedor. El dictado comienza el lunes 11.

+ Ver más

ver todas

Editorial


TERMINAL C
   www.terminal-c.com.ar

Posicionamiento en Buscadores - eMarketingPro | Diseño Web - NetOne